Esta enfermedad…es…para la gloria de Dios (Juan 11:1-10)

ver. juan 11.3 copyCuando un cristiano piadoso se descompuso y llegó a la puerta de la muerte, algunos de sus amigos se acercaron a su camilla para orar que Dios lo restaure. El último en orar hizo mención de la fidelidad del siervo enfermo, y concluyó su petición diciendo “Señor, tu sabes que él te ama”. Después de un momento de silencio, el creyente enfermo le replicó, “Yo entiendo que sus intenciones son buenas, pero no roges por mí recuperación en base de mí amor por el Señor. Cuando Lázaro estuvo enfermo, María y Marta enviaron a Jesús, pero su petición no se basaba en el amor de Lázaro hacia Jesús. Ellas le dijeron, ‘Señor, él que tu amas está enfermo’. No es mi pobre relación con Dios que llama su atención a mi situación sino su perfecto amor por mí que es mí fuente de fuerza y esperanza.”

Juan 11:1-10
1 Estaba entonces enfermo uno llamado Lázaro, de Betania, la aldea de María y de Marta su hermana.

2 (María, cuyo hermano Lázaro estaba enfermo, fue la que ungió al Señor con perfume, y le enjugó los pies con sus cabellos.

3 Enviaron, pues, las hermanas para decir a Jesús: Señor, he aquí el que amas está enfermo.

4 Oyéndolo Jesús, dijo: Esta enfermedad no es para muerte, sino para la gloria de Dios, para que el Hijo de Dios sea glorificado por ella.

5 Y amaba Jesús a Marta, a su hermana y a Lázaro.

6 Cuando oyó, pues, que estaba enfermo, se quedó dos días más en el lugar donde estaba.

7 Luego, después de esto, dijo a los discípulos: Vamos a Judea otra vez.

8 Le dijeron los discípulos: Rabí, ahora procuraban los judíos apedrearte, ¿y otra vez vas allá?

9 Respondió Jesús: ¿No tiene el día doce horas? El que anda de día, no tropieza, porque ve la luz de este mundo;

10 pero el que anda de noche, tropieza, porque no hay luz en él.

Tenemos delante nosotros hoy un acontecimiento que no se registra en los otros evangelios. Esto hace a muchos dudar de su autenticidad. Pero no es necesario que todo suceso de la vida de Jesús esté representado en cada uno de los evangelios para que tenga validez o credibilidad. Pero el asunto aquí es que se trata de la resurrección de un muerto y que ocurrió en un entorno tan público. Así que, genera preguntas en cuanto a por qué no se encuentra en otras fuentes. Pero debemos concluir que es un evento histórico y de que Juan es un testigo ocular de este suceso.

Lázaro es el hermano de María y Marta quienes son íntimos amigos de Jesús. Ellos viven en Betania a unos dos kilómetros de Jerusalén mientras Jesús se encuentra en Betania al otro lado del Jordán (Juan 10:40). Jesús va a obra de una manera milagrosa para mostrar su deidad y glorificar al Padre. Pero a la misma vez nos enseña una lección importante acerca de la manera en que Jesús interviene en nuestras vidas cuando le rogamos que interceda. Vamos a ver que Dios nos ama de una manera tremenda.

I. La gran necesidad de los amados. Vs. 1-4

A. Es necesario entender que hasta los seres queridos de Dios se enferman. Vs. 1-3  Es una mentira decir que si uno se entrega al Señor no sufrirá más enfermedad. Lázaro es íntimo amigo de Jesús y se encuentra enferma justamente para traer gloria a Dios según verso 4.

Si vos te encontrás en un estado delicado de salud, podés encontrar socorro en que Dios tiene todo bajo Su control. Aún los que Cristo ama compartirán en la angustia de la vida de un mundo bajo la maldición del pecado.

B. Debemos reconocer que Dios reconoce nuestras necesidades.  V. 4  Jesús respondió a sus discípulos que esta enfermedad no iba a resultar en la muerte de Lázaro. Dice que Lázaro va a jugar un papel integral en un suceso que va a revelar la gloria de Dios en el Hijo.

II. Los retrasos del amor. Vs. 5-6

A. El amor de Dios no nos garantiza la rapidez de su respuesta. V. 5  Jesús ama a esta familia y tiene una relación especial con ellos. Es cierto que María y Marta esperaban una respuesta pronta de parte de Jesús para sanar a su hermano. Pero Dios tiene todo bajo su control y no está limitado por el tiempo.

Cuando la respuesta a tu oración viene tarde, debés de estar seguro que no está fuera del plan de Dios para tu vida.

B. La tardanza en la respuesta tiene un propósito. V. 6  Jesús no empezó a acercarse a la casa del Lázaro al recibir las noticias acerca de su enfermedad para mostrar su grandeza y control sobre los asuntos de la vida cotidiana. La manera en que Dios obra demuestra su amor divino y no es igual a nuestro amor humano.

III. El andar en la luz. Vs. 7-10

En el capítulo 10:39 Jesús se había escapado de las manos de los judíos y ahora sus discípulos se preocupan de que se vaya a exponer a la posibilidad de su captura.

Jesús muestra una actitud que no es fatalista sino el opuesto de la cobardía. Tiene una gran confianza en la voluntad del Padre en la hora que está por llegar. Jesús tiene el coraje de enfrentarse con sus enemigos para poder así cumplir con la voluntad de su Padre en la vida de Lázaro.

Predica de Pastor Jaime Greenwood, 17 de agosto, 2014

[youtube http://youtu.be/D3e3YQH3qSA]